Se estima que cada 2,9 días toda la población española ha viajado al menos en una escalera mecánica o, lo que es lo mismo: cada español utiliza 126 escaleras mecánicas al año.

Según datos de la FEEDA (Federación Empresarial Española de Ascensores), en 2018 hubo 55 accidentes en escaleras mecánicas que afectaron a usuarios (36 por razones humanas y 19 por motivos técnicos) y otros 11 que afectaron a trabajadores (7 en labores de mantenimiento y 4 durante operaciones de montaje). Para evitarlos, es indispensable seguir unas medidas de seguridad y extremar las precauciones.

A nivel europeo, las escaleras mecánicas se rigen por la EN-115. Esta norma establece una serie de recomendaciones de seguridad tanto para los equipos mecánicos fabricados posteriormente al año 2010 (EN-115-1) como para la adaptación a la norma en aquellas escaleras fabricadas antes de esa fecha (EN-115-2).

Ningún organismo público se responsabiliza de la revisión

Aproximadamente el 50% de las escaleras mecánicas existentes fueron instaladas antes del año 2010. De hecho, solo el 20% son posteriores y cumplen con la norma EN-115-1. Por tanto, los modelos más antiguos carecen de los últimos sistemas de seguridad; de ahí la importancia de crear la EN-115-2. Desde FAIN recomendamos encarecidamente que vuestras escaleras se adapten a ella.

Como curiosidad, las escaleras mecánicas no están sometidas a ninguna normativa de obligado cumplimiento. De hecho, la EN-115-1 y la EN-115-2 son meras recomendaciones. No ocurre así con los ascensores que, a través del Reglamento de Aparatos Elevadores (RAE), están sujetos a inspecciones regulares.

En el caso de las escaleras, ningún organismo público es responsable de su revisión periódica. La responsabilidad de su correcto funcionamiento recae sobre los propietarios de la instalación y sobre la empresa encargada de su mantenimiento. Esta última tiene el deber de informar en tiempo y forma de los puntos en los que existe incumplimiento de la norma.

En cualquier caso, las escaleras mecánicas como cualquier otra máquina que se instale en los países pertenecientes a la UE deben contar con el certificado de la Comisión Europea (CE), el cual establece una serie de requisitos mínimos de seguridad.

normativa escaleras mecanicas

¿Qué estudia la norma EN-115-2?

La EN-115-2 presenta una lista de acciones correctoras a llevar a cabo en las escaleras mecánicas fabricadas antes de 2010 para aumentar su seguridad y adaptarse a dicha norma. Valoradas según su grado de peligrosidad, les asigna prioridad Alta, Media o Baja. Estas medidas de seguridad son las siguientes:

PRIORIDAD ALTA

  • Tiras/ tratamiento antideslizante para los rellanos a la entrada y salida (tapas de foso y pisaderas).
  • Tratamiento antideslizante de peldaños/paletas.
  • Cepillos de zócalo para evitar enganchones entre los escalones y el zócalo.
  • Instalación contactor seguridad adicional.
  • Seguridad rotura/hundimiento peldaño.
  • Lámpara portátil para iluminación de fosos.
  • Interruptor de parada accesible manualmente en ambos embarques.
  • Botones de parada en postes accesibles a 2-3 m de línea peines para andenes móviles usados en el transporte de compra y equipaje.
  • Interruptores de parada en fosos de accionamiento y retorno.
  • Dispositivo antitobogán y barreras de acceso a la balaustrada por el exterior en ambos laterales.
  • Dispositivo de seguridad para las bandas de peines.
  • Seguridad para evitar atrapamientos en entradas de pasamanos.
  • Instalaciones de relé de seguridad A7.
  • Balaustradas auxiliares de seguridad.

PRIORIDAD MEDIA

  • Demarcación línea amarilla peldaño.
  • Seguridad de apertura de fosos.
  • Cerrojo para tapas de fosos.
  • Luz verde para demarcación de peldaños/paletas.
  • Rejillas de protección en ambos fosos.

PRIORIDAD BAJA

  • Seguridad control apertura frenos.
  • Dispositivos de protección contra electrostáticas en pasamanos.
  • Señales para indicar el sentido de la marcha.
  • Barreras de seguridad en las zonas de embarque.

Normativa escaleras mecanicas

¿A quién aplica?

Esta norma incluye la mejora de la seguridad de escaleras mecánicas y andenes móviles existentes para: a) usuarios; b) personal de mantenimiento e inspección; c) personas fuera de la escalera mecánica o andén móvil (pero en sus inmediaciones); d) personal autorizado.

Esta norma no es aplicable a: a) la seguridad durante el transporte, instalación, reparaciones y desmantelamiento de las escaleras mecánicas y andenes móviles; b) escaleras mecánicas en espiral; c) andenes móviles de aceleración.

En cualquier caso, la EN-115-2 puede utilizarse de manera útil como una referencia base.

FAIN: Superando expectativas

Los diseños de las escaleras mecánicas de FAIN ofrecen a sus pasajeros una excelente calidad en sus componentes, así como la seguridad que exigen las normas EN-115-1 y EN-115-2. En lo que respecta a este último punto, intentamos estar siempre por encima de las expectativas para evitar accidentes.

¿Tienes dudas? Contacta con nosotros para valorar hasta qué punto tu escalera cumple con la normativa. Si es necesario, te pasaremos un presupuesto de puesta al día en materia de seguridad para evitar accidentes… ¡En FAIN te lo ponemos fácil!